Está es una web positiva que anima al activismo ecológico, pero no hay que olvidar que más de 8 millones de basuras llegan al mar cada día. El mar las engulle en silencio y esa es la principal causa por la que, hasta ahora, no hemos sido tan conscientes como la contaminación en las montañas o en los ríos.
Pero ahora empiezan a llegar a nuestras playas sus habitantes, desde lo más profundo del fondo marino, y lo hacen con sus estómagos llenos de plástico.
En febrero de 2018 llegaba a las costas de Murcia un cachalote con 29 Kg de plástico en su interior. Redes, bolsas, sacos de rafia y un bidón habían formado parte de su dieta. Ya había precedentes, en 1997 una ballena llegó a las playas de Santander con 50 Kg de plásticos en su estómago. En 2012, en Granada, un cachalote fallecía después de ingerir 18 Kg de cubiertos de invernaderos.

«Cerrar los ojos a la naturaleza solo nos hace ciegos en un paraíso de tontos». Jacques Cousteau.

 

cachalote mar de plasticos

El último caso hasta la fecha fue en noviembre de 2018, donde otro cachalote varaba en Indonesia con 6 Kg de residuos plásticos en su interior. La lista de lo que hallaron en su interior no te va a resultar desconocida:

19 piezas de plástico duro (140 g)
4 botellas de plástico (150 g)
25 bolsas de plástico (260 g)
2 chanclas (270 g)
Cuerdas de plástico (3,26 kg)
115 vasos de plástico (750 g)

plastico cachalote muerte
Fuente: VNA

¿Quién puede decir que no reconoce estos productos? ¿Quién puede asegurar que estos objetos no son suyos?
Los cachalotes son odontocetos, ballenas con dientes, que se alimentan de calamares gigantes en las profundidades marinas. Este maravilloso animal puede llegar a medir 18 metros, vivir hasta los 70 años y sumergirse hasta los 3000 metros de profundidad.


El Informe sobre el Futuro del Mar, publicado por el gobierno de Reino Unido, advirtió que la cantidad de plástico en el océano podría triplicarse en una década a menos que se reduzca la cantidad de basura que producimos. Está en nuestras manos. ¿Qué preferimos un mar vivo o un mar muerto?

planeta sin plastico